Corporación Otraparte

Lectura y Conversación

Déxima Musa

Febrero 26 de 2007

Aula abierta de poesía Déxima Musa

* * *

Aula Abierta de Poesía

Déxima Musa

Recital

Viajes y Presencias

Eufrasio Guzmán Mesa

Tuluá, 1951

Estudió Filosofía y Letras en la Universidad Pontificia Bolivariana, es profesor titular de la Universidad de Antioquia desde 1981 e investigador y ensayista sobre José Lezama Lima con sus obras “Del patio y el velamen” y “Mitoanálisis Puraná”. Investiga la idea de la naturaleza humana en la obra de Fernando Vallejo, y nos recrea con su voz sensitiva la etología y el comportamiento humano, la percepción y el psicoanálisis. De su obra De la navegación compartimos un fragmento:

Carrasquilla enguayabado

Tendremos que decir lo breve
Sin salmodias, mieles o eufemismos
Sangre sobre hueso
El cuerpo arrebatado
Vacío en la noche el sitio, del encuentro
Oscuro el firmamento
Fría la mañana clara
El lecho amplio
Esperando algo que nunca regresa.

En la ventana la ciudad muele la vida
La vuelve vibración
Ondulación de una explosión estomacal
Un peo.

* * *

Puerto

Aún acentuado no fijo tu nombre en mi memoria
Y tu imagen ya hace parte de mi carne
Remansada en mi mente, inundando mi alma
El agua sonriente de tu rostro
Se hace respiración interior, ola de mi piel.

* * *

Carlos Vásquez Tamayo

Medellín, 1953

Licenciado en Filosofía y Letras de la Universidad Pontificia Bolivariana y Doctor en Filosofía de la Pontificia Universidad Javeriana, actualmente es el Director del Instituto de Filosofía de la Universidad de Antioquia. En su amor al conocimiento y a la creación poética ha recorrido la investigación y la enseñanza de Nietzsche, Bataille y Blanchot, entre otros. Maestro, conferencista, ensayista y escritor, ha publicado: “El oscuro alimento” (Ediciones Bolsillo Roto, 1994), “Agua tu sed” (Editorial Universidad de Antioquia, 2001), “Desnúdame de mí” (Fondo Editorial Universidad Eafit, 2002), “Hilos de voz” (Editorial El tambor arlequín, 2004), “Eclipse de sol” (Sobre Bataille, Ediciones Bolsillo Roto, 1990), “El arte jovial” (La estética de Nietzsche, Editorial Universidad de Antioquia, 2000), “Método de dramatización” (Editorial Universidad de Antioquia, 2005), “Del tratado primero de la genealogía de la moral”, “La duplicidad apolíneo-dionisíaco en el nacimiento de la tragedia de Nietzsche” y “El jardín de la sonámbula”. De El oscuro alimento compartimos:

Ausencia de lugar

I

Soy arena errante, madriguera bajo mis pies.

Eres el nopal dormido al sol, higuera madre que recoge la sangre.
Soy el hilo de la voz. Me levanto entre hermanos que no me oyen y atestiguo.
Detrás de la noche el día es un sigilo que sigue la luz.
Hay nubes dedicadas a dispersarnos. Nos llevan por lluvias heladas hacia el día.

* * *

Samuel Tarcisio Valencia P.

San Andrés de Cuerquia, 1955

Desde su infancia desarrolló el gusto por interpretar los signos grabados en las piedras. El perfume del Cauca le concedió la voz de sus aguas para cantar la memoria de aquellos padres, santos, piratas, tesoros y misterios del imaginario que la lengua narrada de su madre le imprimió. Estudia Licenciatura en Filosofía y Letras en la escuela de La Playa de la UPB, universidad donde ha trabajado desde hace más de veinte años resignando el símbolo poético en el tema literario y compartiéndonos el arte de la amistad en autores como Rilke, Joyce, Barthes, Rulfo, Pessoa, Dante y Virgilio con la teoría literaria y la expresión de la palabra viva. En su investigación “La poética del Nuevo Mundo en las Crónicas de Indias” sintetiza sus lecturas en el Archivo de Indias con el lenguaje barroco americano, enseñándonos a interpretar la crónica como un género contingente a lo real maravilloso de nuestra lírica. Autor de “Juan Rulfo, fotógrafo” —donde recopila el vórtice silencioso de la imagen en la lente del maestro mexicano—, y coautor de las investigaciones “Retrato de José Lezama Lima” y “Fernando Vallejo, condición y figura”, ha impulsado los estudios en poética y en las ciencias del lenguaje en la ciudad. Los poemarios “Herido Árbol”, “El jardín de la Rosa”, “Futuro Mar”, y los ensayos líricos “Tratado de los Ángeles” y “Una estrella junto a la luna”, son propios de una madurez poética con la cual Samuel devana los símbolos arrojados a su paso para darnos un canto de amor hacia el misterio creador. Desde hace cuatro años trabaja con los estudiantes de Filosofía y Letras en el Aula Abierta de Poesía Déxima Musa, otro de sus proyectos culturales con los cuales sueña sacar la poesía a caminar por los jardines, los parques y las calles donde reinventemos, juguetonamente, nuestro habitar. De Futuro Mar compartimos los siguientes poemas:

Canto

Vasija de las olas
Cumbre cósmica
Danza de los vientos
Atracción del sol
Estrella de la fraternidad.

* * *

Aguas

Guarda las aguas
Encierra en ellas tus secretos
La mar es madre áluna
Ella te regala el silencio.

* * *

Silvio José Bolaño y Robledo

Medellín, 1981

Habitante de la palabra poética y conocedor de su poder, cultiva la magia del hálito creador desde la infancia, en medio del ensueño de los guayacanes y del rigor de la verdadera vocación. Estudió Filosofía y Letras en la Universidad Pontificia Bolivariana, donde desde los primeros años ha compartido con compañeros y profesores sus fantasías, sus investigaciones, su impecable trabajo y sus sueños de hacer de la palabra poética un cuerpo viviente que atraviese, poderoso, el cemento de la ciudad e invoque al dios natural. Amante del renacimiento, en cualquier lugar o tiempo, surcó los mares inmensos tras el Paradiso de Dante y los campos de Virgilio hasta Florencia, Italia, donde ha centrado su búsqueda literaria conjugada con el inmenso imaginario americano. Desde hace tres años es profesor de Literatura en el colegio Calasanz de Medellín, conduciendo de forma maravillosa a los niños en el gusto por la palabra. Junto con Tarcisio, amigo y maestro, hizo realidad el sueño del Aula Abierta de Poesía Déxima Musa, y durante dos años ha sido, incansable, motor fundamental. El sueño se mantiene vivo. Entre los libros que ha escrito se encuentran “Floresta de la serpiente” (poemario), “Dedal del Roble” —novela que además fue su trabajo de grado calificado con honores— y “Árbol de vida nueva”, del cual compartimos el siguiente poema:

Canto en niebla

Si nada al decir dices, Canto en niebla,
Tal te embelezas en un fluir de vientos
Como espesas mi acento a calle y lluvia:
Fija un sonido la pesca de valles
Donde florezcan lo signos del hielo (...)

(...) Si mi cabeza, arrojada a esos ruidos,
Pudiera hablar de aquella con los valles
Y unir su nombre a un quejido de niebla
Aunque a mi corazón pudra la lluvia
Fronda serías en las lajas del hielo
Donde el árbol de un día ruge a los vientos.

Fuente:

Comunicación personal.

Corporación Otraparte
© 2002
^