Corporación Otraparte

El Lido regresa a
su esencia en 35 mm

Lido vuelve a ser el teatro para la proyección de cine por excelencia para Medellín.

Por Diana Carolina Mejía Chaverra

Con el fin de recuperar el espíritu con el que fue construido hace más de 50 años, el Teatro Lido, tras un convenio con la Corporación Otraparte, reabre sus puertas para que lo mejor del séptimo arte vuelva a apoderarse de este espacio y sea el cine el invitado de honor a las tardes y fines de semana del Lido.

Esta reapertura de la semana pasada se da tras un proceso de mejoras locativas, que incluyó por ejemplo, la instalación de aire acondicionado, adecuación de cielo raso y la mejora de silletería, entre otros. Según el secretario de Cultura de Medellín, Luis Miguel Úsuga, la inversión total para las mejores del teatro Lido ha sido más de dos mil millones de pesos desde que la Alcaldía adquirió este Patrimonio hace unos tres años.

“Con esta nueva administración, vamos a seguir teniendo los habituales espectáculos de danza y teatro, música, y en general de las artes escénicas, pero vamos a hacerle una apuesta muy grande al cine, vamos a ampliar mucho la programación en este sentido”, expresó Luis Miguel Úsuga.

El cine contemporáneo del mundo, y cine colombiano no comercial, será el que difundirá el Teatro Lido en esta nueva etapa, que más que nueva etapa, parece ser un deja vu de esos años 60 en el que el Lido era teatro para el cine por excelencia de Medellín.

Convenio

Aunque para algunos el convenio de la Alcaldía con la Corporación Fernando González - Otraparte puede levantar suspicacias, Luis Miguel Úsuga aclara que este es transparente, “Otraparte ya tiene varios convenios con la Alcaldía y nos ha ido muy bien. Este es el mismo modelo que empleamos con los Parques Bibliotecas y las cajas de compensación familiar”, expresa.

Aclara que Otraparte no sólo aportará recursos técnicos y humanos, sino un 24% del presupuesto total, “ese fue un aspecto fundamental en el acuerdo porque dinamiza los recursos, somos socios”, puntualizó.

Lido, un patrimonio

Francisco Luis Moreno Ramírez le regaló a la ciudad el Teatro Lido en 1945. Él aportó los recursos para la contratación del arquitecto Federico Vásquez, la construcción del edificio y la contratación de Marín Vieco, quien se encargó de la decoración. La obra demoró dos años y tuvo un costo de dos millones de pesos de la época. En los años 50 y 60, los medellinenses disfrutaron con el cine de Fellini y Antonioni.

Fuente:

El Mundo, martes 23 de marzo de 2011, sección Cultura.

Corporación Otraparte
© 2002
^