Corporación Otraparte

Parque Cultural Otraparte

Por Juan David Ramírez López

En nuestra sociedad pocas familias conocen el valor de las artes, la literatura y las ciencias para el desarrollo de la personalidad del niño y saben muy poco sobre cómo ayudar a sus hijos a crear el gusto por estas experiencias.

Tampoco hay en muchas familias la tradición de leer cuentos en voz alta a los pequeños antes de ir a la cama o de regalarles libros en ocasiones especiales, y mucho menos asistir a centros culturales o interactuar con las ciencias. Muchos adultos guardan recuerdos desagradables asociados con el aprendizaje.

Pero todo esto está cambiando, la ciudad de Envigado muestra transformación cultural y educativa y pone en escena el Parque Cultural Otraparte, un espacio que conjuga de manera sorprendente conocimiento y esparcimiento. La característica arquitectónica de un parque cultural, generoso en diseño, amoblamiento y espacios públicos, cambia para bien el espacio citadino, y la vida diaria, no sólo de los habitantes de la zona donde está construido, sino de la ciudad toda.

En el Parque Cultural Otraparte la ciudadanía y los turistas podrán encontrar salas con internet gratuito, para todos; miles de libros, periódicos y revistas nacionales e internacionales, además de una excelente programación de artes escénicas y visuales, talleres y cursos para toda la familia, contando con la participación de personajes de todas las posiciones geográficas, que hacen gala en nuestra ciudad con la entrega de avances y conocimientos de la actividad cultural y/o científica.

Un espacio para la investigación, la consulta, la lectura y el encuentro; visitar el parque cultural será una actividad que no sólo estará en la agenda diaria de los envigadeños, sino que, por múltiples razones, hará parte de la cartilla turística de Envigado.

La Junta Directiva de la Corporación Otraparte lo llama Parque Cultural porque sus servicios irán más allá del préstamo de libros y material audiovisual. Además sirve como centro comunitario que ofrece capacitación empresarial, formación ciudadana, actividades de la construcción de la memoria colectiva y de estimulación creativa, auditorio, galería de arte, sala de juego, informática y por supuesto, un espacio al aire libre donde los visitantes pueden disfrutar.

Considero que a futuro será uno entre los espacios públicos de mayor significación cultural para la ciudad, pues es un complejo dedicado a promover, en un espacio delimitado con valores culturales y naturaleza, el desarrollo del territorio de forma integral e integrada, con órganos de gestión.

Desde ahora hay que transmitir a todos, como lo dicen los representantes culturales y gestores que protegen y apoyan con su gestión lo cultural, su proyección y conservación en el entorno con las condiciones adecuadas, asegurando con la legislación vigente su permanencia en el ahora y el futuro, y con la actuación de los propios ciudadanos.

Llegará un nuevo administrador público, el cual debe dar vida y esperanza a la regeneración de Envigado, al aunar urbanismo y social en el ideario municipal.

Arquitectura de autor y trabajo con las comunidades, que habitualmente corren por sendas distintas; ahora van de la mano. Y en buena medida ha sido posible por el talante de aquellos con ideas claras que sabrán comunicar a una sociedad dispuesta a darlo todo por recuperar su autoestima colectiva, maltratada por algunos malos comentarios que en nada muestran lo que realmente muestra lo que es ser un ciudadano de ahora en esta fantástica Ciudad Señorial.

Fuente:

Ramírez López, Juan David. «Parque Cultural Otraparte». La Piedra, Envigado, año 20, n.º 220, abril de 2019, p. 9.

Corporación Otraparte
© 2002
^