Ventana de la Casa Museo Otraparte

Casa Museo Otraparte

Desde las cinco de la mañana se iniciaba su día. Pensar y respirar eran una sola cosa. Quienes tuvimos la oportunidad de pasar tempranamente por frente a su residencia lo vimos pasearse pensativo en su corredor.

Leonel Estrada

Volver arriba